En los días de fiesta, los habitantes de Segovia se visten con sus mejores galas y acuden al casco histórico para encontrarse. La Plaza Mayor, en el corazón de la ciudad, es un espacio muy agradable para pasear por los típicos soportales y alrededor de un kiosco de música, donde tocan bandas y orquestas. Un grupo animado de segovianos se suele dar cita en la plaza cuando la música es la protagonista. Me gusta quedarme allí un rato y contemplar el movimiento elegante de las parejas de baile.