Procura no examinar a las personas desde la distancia. De lejos parecen idénticas, no caigas en el error de generalizar. Si te acercas comprobarás que cada individuo es único, diferente e irrepetible.